ESTADO NUTRICIONAL DEL PADRE EN EL MOMENTO DE LA CONCEPCIÓN

Dado que los espermatozoides tardan aproximadamente 4 meses en desarrollarse, prepararse de antemano para un embarazo es tan crucial para la mujer como para el hombre. Así, para incrementar tu fertilidad empieza, al menos 4 meses antes de la concepción, con evitar café, alcohol, cigarrillos, exposición a medicamentos sospechosos (por ejemplo, la sulfasalazina usada en el tratamiento de la colitis ulcerosa y que puede reducir el conteo de espermatozoides) o a productos químicos industriales (plomo, mercurio, solventes orgánicos, entre otros ).

Sin embargo, es imposible evitar totalmente la exposición a productos químicos ambientales y, por eso, una nutrición mejorada proporciona un nivel extra de protección.

Por tanto, es necesario ingerir regularmente los alimentos que son fuente de nutrientes clave – en particular:
• Zinc (ostras, cordero, frutos secos oleaginosos, yema de huevo, centeno, avena);
• Cromo (pan integral de trigo o centeno, patatas, pimientos verdes, huevos y pollo), que influyen en la capacidad de generar energía a partir de alimentos y producir nuevas células (espermatozoides);
• B6 (coliflor, berro, plátanos y brócoli);
• Ácidos grasos esenciales (pescado graso y semillas frescas, no saladas), utilizados para producir sustancias similares a la hormona denominada prostaglandina, y asociados a la buena calidad del esperma.

Refuerza también los nutrientes antioxidantes (vitaminas A, C, E y Selenio).

Varios estudios han demostrado la asociación entre la ingestión de vitamina C y el incremento del conteo de espermatozoides, así como de su motilidad. Por eso, intente comer por lo menos cinco porciones de frutas y de vegetales de diferentes colores al día, y un puñado de frutos secos oleaginosos y semillas.

El selenio es un nutriente esencial para la motilidad de los espermatozoides. Bajos niveles de selenio vuelven a los espermatozoides más lentos. Además, el selenio ha demostrado resultados fantásticos en la prevención del cáncer de próstata. Así que, nuestro consejo es simple: refuerza la ingestión de este oligoelemento, siempre a lo largo de tu vida y la mejor manera de hacerlo es consumir de 1 a 2 nueces de Brasil al día (también conocidas como castañas del Pará o de cajú).

Los hombres también deben evaluar sus índices de Homocisteína, ya que un nivel alto de este aminoácido está asociado a una menor motilidad de los espermatozoides. La motilidad es el “potencial natatorio” del espermatozoide, que determina si éste puede alcanzar el óvulo y penetrarlo, o si se queda por el camino.

np.com.ua/холодильне обладнанняnp.com.ua

..................................................................................................................................